Tepatitlán de Morelos, Jalisco; 14 de marzo de 2018.

El ímpetu por revitalizar y potencializar el entorno natural del Río Tepatitlán hizo que alrededor de 400 estudiantes de arquitectura del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD) de la Universidad de Guadalajara se interesaran por dicho espacio, lo conocieron físicamente y comenzaron a desarrollar proyectos arquitectónicos para darle vida a la zona donde los tepatitlenses de antaño solían pasar agradables tardes de convivencia.

Esta mañana, la explanada y pasillos del Centro Universitario de Los Altos se convirtió en una enorme galería donde los futuros arquitectos ya exponían sus propuestas de diseño, en ellas plasmaban su idea de cómo el Río Tepatitlán puede convertirse en parques urbanos y zonas para la recreación y hasta el deporte.

Fue en el Auditorio Rodolfo Camarena Báez, donde la Dra. Mara Robles, Rectora del CUAltos, dio la bienvenida a los estudiantes, a los especialistas en arquitectura y urbanismo, además de los representantes de las autoridades municipales, a quienes dijo que es imperante que se rescaten y conserven este tipo de espacios para el disfrute de los tepatitlenses, pues el Río Tepatitlán representa un entorno natural muy rico para ser utilizado como zonas de convivencia; recalcó que estamos en un punto donde todavía hay retorno, hay esperanza, hay posibilidad de enmendar el daño que la ciudad le ha provocado al río, por ello la urgencia de no perder tiempo y comenzar con acciones concretas para regresarle a la zona lo que los humanos le hemos arrancado.

El conjunto de proyectos tiene una gran riqueza en la visión que se pretende para el río, contienen información valiosa del entorno y cómo rescatar y conservar flora y fauna nativa, pero también están llenos de sueños y anhelos de los estudiantes de arquitectura, que están apostando por darle a las ciudades la oportunidad de recuperar los puntos verdes que el crecimiento urbano se va comiendo; varios de los proyectos pretenden despertar la conciencia ciudadana y reconocen el gran valor ecológico de la zona a intervenir.

El proceso educativo sigue para estos alumnos, pero los proyectos serán evaluados para determinar los de mayor viabilidad para ser considerados dentro de los planes operativos de intervención y recuperación del Río Tepatitlán.

Amar a Tepa.

Comentarios

Tus comentarios son muy importantes